MANIFIESTO AGILE

Agile es un término acuñado en el Manifiesto por el desarrollo ágil de software, declaración formulada en 2001 por un grupo de profesionales del sector. Su intención era poner en común sus experiencias respecto a las formas mejores de trabajar y extraer conclusiones válidas que pudieran resultar de ayuda a terceros. Supuso una manera muy explícita de marcar distancias con las técnicas tradicionales de gestión de proyectos (metodología en cascada o Waterfall), por su falta de adecuación a los nuevos modelos de negocio, nacidos al amparo de la era digital.

Fue llevado a cabo por un grupo de 17 personas con un perfil técnico, algunos de los cuales ya habían formulado propuestas propias:

  • Kent Beck, Ward Cunningham y Ron Jeffries (fundadores de la metodología de desarrollo de la ingeniería de software Programación Extrema XP, 1999)
  • Ken Schwaber y Jeff Sutherland (creadores de Scrum, presentado en OOPSLA 1995)

Los valores del Manifiesto Ágil son:

  1. Individuos e interacciones sobre procesos y herramientas
  2. Software funcionando sobre documentación extensiva
  3. Colaboración con el cliente sobre negociación contractual
  4. Respuesta ante el cambio sobre seguir un plan

Y sus principios son:

  1. Satisfacer al cliente.
  2. Aceptación de cambios de requerimientos.
  3. Entrega de software funcional frecuentemente.
  4. Negocio y equipo de desarrollo trabajan juntos de forma cotidiana.
  5. Los proyectos se desarrollan en torno a individuos motivados.
  6. Conversación cara a cara.
  7. El software funcionando es la medida principal de progreso.
  8. Desarrollo sostenible.
  9. Atención continua a la excelencia técnica.
  10. Simplicidad.
  11. Equipos auto-organizados.
  12. Reflexionar y perfeccionar.